El empleo y el crecimiento, ¿son inseparables?

Por Min Zhu

(Versión en English)

Frank Sinatra solía cantar en una canción que el amor y el matrimonio son inseparables, y lo mismo parece ocurrir con el empleo y el crecimiento.

“This I tell ya, brother, you can’t have one without the other.”

La última edición del informe Perspectivas de la economía mundial del FMI proyecta un crecimiento mundial de 3½% este año. Para el hombre de la calle, lo que importa es cómo se traduce ese crecimiento en empleo y sueldo. Lamentablemente, el panorama laboral sigue siendo sombrío.

A cinco años del comienzo de la Gran Recesión, hay 16 millones de personas más con probabilidades de seguir sin trabajo este año que las que había en 2007. Esta estimación abarca un grupo de países cuyas tasas de desempleo proyecta el FMI; si se añaden algunos de los que incluyen las proyecciones de la Organización Internacional del Trabajo, la cifra es aún mayor.

Como lo muestra el siguiente gráfico, el grueso de este aumento de la desocupación ha ocurrido en las “economías avanzadas”, el término que utiliza el FMI para designar a los países con un ingreso per cápita elevado.

¿Por qué este panorama laboral no es alentador? Sencillamente, porque el panorama del crecimiento no es muy favorable.

El gráfico 2 muestra que la variación de las tasas de desempleo de las economías avanzadas prevista entre 2011 y 2012 se correlaciona con los pronósticos de crecimiento elaborados por el FMI para este año.

Países como Chipre, España, Grecia, Italia y los Países Bajos, cuyo PIB se proyecta que disminuirá en 2012, son los que experimentarían un aumento del desempleo este año.

En Estados Unidos, Islandia y Nueva Zelandia, donde se prevé un aumento del PIB, las tasas de desempleo seguramente bajarán.

Si bien estas disminuciones son buenas, las tasas de desempleo continuarán siendo elevadas en la mayoría de las economías avanzadas este año.

La tasa de desempleo promedio de estas economías está proyectada en 7¾%, un nivel que alcanzarán o superarán varias economías populosas como Estados Unidos, Francia y el Reino Unido.

Política de respuesta

La necesidad de reducir estas elevadas tasas de desempleo es primordial.

Es por esa razón que en la reciente edición de Perspectivas de la economía mundial el FMI afirmó que “la prioridad más importante, aunque también la más difícil, [es] lograr de manera duradera un mayor crecimiento [...] en las economías avanzadas, y especialmente en Europa”.

Concretamente, se deben fortalecer las políticas encaminadas a consolidar la frágil recuperación y contener los numerosos riesgos a la baja. A corto plazo, esto requerirá:

  • Redoblar los esfuerzos por abordar la crisis del euro.
  • Moderación en la austeridad fiscal desplegada ante la desaceleración de la actividad.
  • Continuación de las políticas monetarias muy acomodaticias.
  • Abundante liquidez al sector financiero.

Min Zhu es Subdirector Gerente del FMI.

Una respuesta a “El empleo y el crecimiento, ¿son inseparables?”

  1. Estoy de acuerdo. Las políticas de respuesta deben estar orientadas al crecimiento para que los niveles de desempleo disminuyan, ya que definitivamente con estos cálculos están correlacionados. Es muy lamentable que en éstos países de Europa aún se estima mucho más personas desempleadas por la disminución del PIB.

Deje su respuesta

*